A B C D E F G H I J K L M N O P Q R S T U V W X Y Z


Ejemplos de coloides


Los coloides (del griego kolas, que significa “pegar” o “pegarse”) son sustancias formadas por dos tipos de materiales diferentes, uno de ellos en estado líquido y otro en estado sólido y granulado, que se encuentra disperso en el primero. Por ejemplo: el merengue, el humo, la gelatina, la crema, un aerosol.

Los materiales que conforman un coloide se denominan: fase dispersora (el que se encuentra en mayor cantidad) y fase dispersa (el que se encuentra distribuido a lo largo de la fase dispersora). Los materiales de un coloide solo pueden ser separados mediante procesos químicos tales como el reposo o la coagulación.

Los coloides pueden formarse de dos maneras:

  • Por dispersión. Cuando pedazos sólidos de un material son batidos o agitados en otra sustancia.
  • Por condensación. Cuando la fase dispersa se condensa progresivamente en el interior de la fase dispersora por efectos de la temperatura y la presión.

Los coloides no deben confundirse con las suspensiones, ya que en estas últimas las partículas son mucho más pequeñas y se diluyen hasta formar una mezcla.

Ejemplos de coloides

  1. Nubes
  2. Niebla
  3. Humo
  4. Polvo en suspensión
  5. Lubricantes
  6. Gominola
  7. Aerosoles
  8. Aerogel
  9. Jabón
  10. Piedra pómez
  11. Tinta china
  12. Tejidos vivos
  13. Insulina
  14. Sangre
  15. Pintura vinílica
  16. Leche
  17. Gelatina
  18. Jaleas
  19. Mayonesa
  20. Queso
  21. Chocolate
  22. Jugo de frutas
  23. Manteca
  24. Margarina
  25. Vino
  26. Sidra
  27. Cerveza
  28. Helados
  29. Crema batida
  30. Espuma de afeitar
  31. Crema humectante
  32. Cristal de rubí
Artículos Relacionados:


Derechos Reservados

© Está permitida la reproducción parcial o total de los artículos de este sitio web, con la condición de que sea reconocido mediante un enlace como fuente de información consultada.