A B C D E F G H I J K L M N O P Q R S T U V W X Y Z


Ejemplos de novelas


Una novela es una obra literaria extensa escrita en prosa que narra la sucesión de hechos que acontecen a los personajes en un determinado tiempo y espacio. La finalidad de una novela es causar un impacto estético en sus lectores.

Una forma de clasificar novelas es según el tema al cual se refieren:

Novela caballeresca. Hace referencia a la vida de los caballeros y sus hazañas durante Medioevo, generalmente en tierras españolas y portuguesas. Los temas suelen ser la justicia, el honor, la aventura.

Algunos ejemplos son:

  1. “El ingenioso hidalgo Don quijote de la Mancha”, de Miguel Cervantes.
  2. “Tirant lo Blanc”, de Joanot Martorell.
  3. “Amadís”, de Gaula.

Novela realista. Intenta realizar una descripción lo más objetiva posible sobre un determinado tema. Se centran en los conflictos sociales y psicológicos de los personajes.

Algunos ejemplos son:

  1. “Fuerza bruta”, de John Steinbeck.
  2. “Crimen y castigo”, del autor Fiodor Dostoievski.
  3. “Madame Bovary”, escrita por Gustave Flaubert.

Novela policial. El motor de estas novelas es la resolución de un caso policial presentado al inicio de la narración. Suelen poseer una estructura cerrada, en la que el personaje principal (generalmente un detective o agente de la policía) debe resolver el caso por medio de las pistas obtenidas y su propia razón.

Algunos ejemplos son:

  1. “El escarabajo Dorado”, de Edgar Allan Poe.
  2. “Sherlock Holmes”, de Sir Arthur Conan Doyle.
  3. “Asesinato en el campo de golf” o “El misterio de las siete esferas”, de Agatha Christie.

Novelas de ciencia ficción. Se plantean posibles inventos científicos y tecnológicos y sus consecuencias sobre las personas. Los temas que suelen ser tratados son el futuro, la utilización de las máquinas, el  contacto con seres de otros planetas.

Algunos ejemplos son:

  1. “El moderno Prometeo” (Frankenstein), por Mary Shelley.
  2. “La guerra de los mundos”, de H.G. Wells.
  3. 20 mil leguas de viaje submarino”, de Julio Verne.

Novela histórica. Este género es característico del Romanticisimo (siglo XIX)  y su objetivo es plasmar las características, costumbres, creencias y valores de una determinada civilización de un tiempo lejano.

Algunos ejemplos son:

  1. “El Rey de hierro”, de Maurice Druon.
  2. “La aventura de los Godos”, de Juan Antonio Cebrián.
  3. “El primer hombre de Roma”, de Collen McCullough
Artículos Relacionados:


Derechos Reservados

© Está permitida la reproducción parcial o total de los artículos de este sitio web, con la condición de que sea reconocido mediante un enlace como fuente de información consultada.