Ejemplos de aliteración

La aliteración es una figura retórica que implica la repetición y que puede ir acompañada de la combinación de numerosos sonidos dentro de una determinada frase.

Algunos ejemplos pueden ser los siguientes:

  1. Erre con erre guitarra, erre con erre barril, que rápido que ruedan las ruedas del ferrocarril.
  2. En el silencio sólo se escuchaba un susurro de abejas que sonaba. (Garcilaso de la Vega)
  3. Los suspiros se escapan de su boca de fresa (Rubén Darío).
  4. Ana seca el saco en la silla bajo el sol.
  5. Los compañeros la añoraban hasta las entrañas por las mañanas.
  6. ¡Serena morena!
  7. Los ruidosos ronquidos retumbaban sin parar.
  8. Oyeron ya los rayos en la tempestad.
  9. La lluvia ya llegó a la playa.
  10. Sonaban suavemente sus sabias palabras.
  11. La libélula vaga de la vaga ilusión (Rubén Darío)
  12. Silbaba sin cesar sobre su sofá.
  13. Mi mamá me mima.
  14. El ruiseñor reía sin reservas.
  15. Damián dame el diamante.
  16. Oye Joanna, ella ya no te ayuda.
  17. El ave abre las alas hasta mañana.
  18. Se sentaron en sus sillas sabiendo que sería su última cita.
  19. Mientras mi mamá amasa la masa yo la mimo.
  20. Florencia miraba las flores que florecían.
  21. Con cuidado cargaba la cosecha.
  22. Por la mañana los niños añoraban lasaña.

Similares: